En la actualidad, el principal objetivo de la Unión Europea es luchar contra el cambio climático. Por eso, en 2011, confirmó su intención de disminuir las emisiones de GEI (Gases de Efecto Invernadero) en el horizonte 2050 entre un 80% y un 95% respecto al nivel de 1990. Para alcanzar este objetivo, la Comisión Europea ha aprobado unos objetivos intermedios vinculantes para los países, que incluyen una reducción de las emisiones domésticas...

Leer más